sábado, 29 de noviembre de 2008

vamos a la luna


Aveces me quedo con tantos pensares a los tuyos..

aveces no se como responder ante estas situaciones

quiza no es necesario responderlas , porque no toda pregunta tiene una respuesta entonces porque seria seria pregunta ?


Y es que es tanto lo que tu mirada me invade en esos ojos vacios,tristes, que ya me son inecesarios ver..

Porque cada vez que te veo llenas una tristeza inmensa ,una nostalgia que no se como superar,como evitar si es que acaso se puede evitar..

y no quiero reprimirme, no quiero ocultarlo, pero ve, somos seres distintos, vidas distintas, edades distintas...ya no se que hacer ..que me diste? que me diste?

Un silencio sordido nos invade, una noche oscura nos consume, que mas da

toma mi mano flotemos, volemos vamonos lejos

al mar, a la luna, al sol,a las estrellas..que

mas da solo quiero estar contigo...

1 comentario:

VALDE dijo...

La luna se puede tomar a cucharadas
o como una cápsula cada dos horas.
Es buena como hipnótico y sedante
y también alivia
a los que se han intoxicado de filosofía.
Un pedazo de luna en el bolsillo
es mejor amuleto que la pata de conejo:
sirve para encontrar a quien se ama,
para ser rico sin que lo sepa nadie
y para alejar a los médicos y las clínicas.
Se puede dar de postre a los niños
cuando no se han dormido,
y unas gotas de luna en los ojos de los ancianos
ayudan a bien morir.

Pon una hoja tierna de la luna
debajo de tu almohada
y mirarás lo que quieras ver.
Lleva siempre un frasquito del aire de la luna
para cuando te ahogues,
y dale la llave de la luna
a los presos y a los desencantados.
Para los condenados a muerte
y para los condenados a vida
no hay mejor estimulante que la luna
en dosis precisas y controladas.

VALDE
AGRADECIDO POR SEGUIR MI WEB.